Consejos para evitar las retenciones en el Irpf por maternidad

Tener un bebé es un momento de alegría para cualquier familia, ya se sea o no padres primerizos. Las noches sin dormir o los gastos extra en esos momentos poco importan con tal de que el pequeño crezca sano y feliz. Sin embargo, Hacienda puede llegar practicarle a la madre retenciones en el IRPF durante el periodo que permanezca de baja. Retenciones que no se deben practicar, según ha indicado recientemente el Tribunal Superior de Justicia. ¿Cómo evitar las retenciones en el IRPF por maternidad si ya te las han aplicado? Te damos unas indicaciones para que te devuelvan lo que es tuyo.

El criterio de Hacienda

Aunque las retenciones en el IRPF de las bajas por maternidad y paternidad a partir del año 2012 practicadas por la Seguridad Social se pueden reclamar, Hacienda sigue justificando que las prestaciones complementarias que concede la Seguridad Social son una renta y, por tanto, deben tributar. Esto no significa que no se puedan reclamar y obtener una devolución.

Reclamación por la vía contencioso-administrativa

El proceso de reclamación debe iniciarse por la vía contencioso-administrativa. Antes de nada, deberás saber que se trata de un procedimiento algo largo, por lo que más vale tener paciencia, como suele suceder con este tipo de cosas. ¿Por qué elegir la vía contencioso-administrativa? Porque se trata de la única manera de juzgar las relaciones del ciudadano de a pie con las administraciones públicas.

Lo primero que habrá que hacer para conseguir la devolución en el IRPF por maternidad es dirigirse a Hacienda y solicitar una rectificación de la autoliquidación del IRPF. Si quieres evitar que te apliquen las retenciones antes de tu baja maternal o paternal, dirígete también primero a Hacienda. A través de la página web de la Agencia Tributaria podrás encontrar dicho documento. Deberás, por tanto, solicitar la cantidad retenida en el año de la baja. En caso de que la administración rechace la solicitud, tendrás que acudir al Tribunal Económico Administrativo de tu comunidad autónoma y después al Tribunal Superior de Justicia.

Ampararse en la ley del IRPF

Cuando pongas la reclamación, ampárate en el artículo 7 de la ley del IRPF, que sí que contempla la exención del pago del IRPF en caso de tener hijos a cargo, adoptar o haber sufrido un parto múltiple. Si aún no has sido madre, no te queda otra que pagar ese IRPF y reclamar posteriormente su devolución. Esta es una manera de evitar una sanción por parte de Hacienda que podría llegar a superar los mil euros.

Una vez hayas pagado el IRPF correspondiente, puedes reclamarlo en los tribunales a Hacienda. Los tribunales ya le han dado la razón a una contribuyente que reclamó el IRPF que se le había retenido durante su baja por maternidad. Aunque esto no sienta jurisprudencia sí que abre la puerta a que Hacienda devuelva lo retenido por IRPF durante las bajas de paternidad y maternidad. Aunque el proceso puede ser largo y farragoso, si los tribunales ya han dado la razón una vez, ¿por qué no van a volver a hacerlo?

The following two tabs change content below.

Periodicocomarcalasrozas

Latest posts by Periodicocomarcalasrozas (see all)

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies